Translate

lunes, 20 de noviembre de 2017

POLICARPA SALAVARRIETA - 1817 - 2017

Bicentenario 1817 - Noviembre 14 - 2017

Policarpa Salavarrieta es una heroína latinoamericana que supera la ficción de las películas, hoy doscientos años después de su muerte, su trabajo y estrategias para la causa de la independencia aún nos sorprenden; desde muy joven, segunda década del siglo xix,  encauzó su vida a favor del proceso de Independencia de su país, hoy Colombia, y en la época, una colonia española llamada "Nuevo Reino de Granada".
 Asumió con inteligencia innumerables riesgos, llevó a cabo labores de espionaje, coordinó y colaboró con los patriotas  y fue un enlace de gran importancia en la causa independentista.
Nació en Guaduas en 1795 - murió en el cadalso en Santafé en 1817
Breve compilación de su vida
Oleo del Maestro
José María Espinosa
(quien la conoció personalmente)
[…] Estas investigaciones históricas están confirmadas por un manuscrito que existe en la Biblioteca Nacional, obra de la señora Andrea Ricaurte de Lozano, [dama de la élite Bogotana del S.XIX, y, patriota]  que se guarda en la sección Biblioteca Pineda, volumen VIII, Biografías:
“La Pola, mujer de carácter enérgico y de clara inteligencia, había dedicado su vida a conspirar contra el duro Gobierno militar de los españoles. Ella escribía con frecuencia a los patriotas que luchaban por la independencia en guerrillas, en los Llanos de San Martín y de Casanare; auxiliaba a los individuos que querían marchar a incorporarse a las guerrillas; ponía en conocimiento de los republicanos que estaban ocultos en la ciudad o que servían forzados en las tropas del Rey, las noticias que recibía, valiéndose para ello de las matronas Carmen Rodríguez de Gaitán, Petronila Nava de García Hevia, Eusebia Caicedo de Valencia y Andrea Ricaurte de Lozano ; hablaba con los militares forzados, y hacía circular en copias las cartas que recibía de fray Ignacio Marino, Juan José Neira, Ignacio Rodríguez y de otros jefes de guerrillas patriotas. Además, compraba con el mayor sigilo, con dinero que le daban las familias republicanas, elementos de guerra que enviaba a los campamentos, venciendo graves dificultades.(hasta aquì, citado por Pedro Marìa Ibàñez en Crònicas de Bogotà)